El periodo para la edición del resumen ha concluído

R-50

ID:

Sistemas Silvopastoriles Enriquecidos: integrando la conservación y la producción ganadera en comunidades rurales

Luz María Ayestarán Hernández

A nivel mundial, la producción ganadera es la principal causa de destrucción del hábitat, extinción de especies y un fuerte contribuyente a las emisiones de gases de efecto invernadero. En Latinoamérica, la ganadería es la principal actividad económica de muchas comunidades rurales. Establecer plantaciones de restauración en pastizales puede proporcionar servicios ecosistémicos con beneficios directos e indirectos sobre la producción de ganado. Por otro lado, diversos estudios comparativos en el Neotrópico han demostrado que los sistemas silvopastoriles alcanzan niveles de producción iguales o superiores a los sistemas de pastoreo convencionales, al tiempo que brindan una vida útil más prolongada a las tierras productivas. Este proyecto plantea la integración de sistemas silvopastoriles (SSP) con una matriz de parcelas de restauración con árboles nativos de importancia para la conservación o con importancia económica Sistemas Silvopastoriles Enriquecidos (SSPE). Presentamos los resultados de las primeras etapas de establecimiento de estos sistemas que pueden ayudar a mejorar los medios de vida de los ganaderos de baja economía en los trópicos y también a mantener la conectividad del paisaje, los servicios ecosistémicos y la conservación de especies de la selva tropical aunada al bienestar social local. En 2016, establecimos SSPE en una parcela piloto en Los Tuxtlas, México, plantando 16 especies de árboles nativos y Leucaena como árbol forrajero. La supervivencia de los árboles plantados fue en promedio del 40.7%. La parcela demostrativa ha servido para acercar a los agricultores a diferentes alternativas que pueden ser más productivas y mitigar sus inquietudes por aprender nuevas estrategias de producción. Observamos una reducción en los costos de mantenimiento debido a que los productores ya no dependían fuertemente de insumos externos para la alimentación de su ganado. La producción ganadera mejoró porque: los becerros ganaron peso más rápido, mejoraron su complexión a niveles óptimos, el ganado estaba más sano, lo que resulta en una disminución en el uso de agroquímicos. Este tipo de sistemas, por una parte, ayudarán a mitigar los efectos del cambio climático por medio de la captura de carbono, el mejoramiento de la dieta del ganado y por ende la reducción de emisiones de gas metano, y la reducción de la temperatura local comparada con los pastizales abiertos. A la vez, mantener servicios ecosistémicos estratégicos permitirá que estos sistemas sean más resilientes y adaptables ante cambios climáticos globales.



Palabras clave:

producción ganadera, conectividad de paisaje, conservación, especies forrajeras, restauración.

Autor(a) principal: